Hay vida extraterrestre inteligente en Kepler

Hay vida extraterrestre inteligente en Kepler

Nuevas declaraciones desataron la polémica a cerca de si hay vida extraterrestre inteligente en Kepler 186f.

Las declaraciones de Elisa Quintana, científica investigadora del instituto SETI dependiente de la NASA sumadas a las de varios científicos que analizan las SETI Live Data recogidas del sistema solar de Kepler han dividido las opiniones a cerca de si hay vida extraterrestre en Kepler 186f.

Algunos afirman que puede encontrarse un patrón de ondas de radio no natural en los datos recogidos con el radio telescopio interferómetro ATA y que las probabilidades de vida extraterrestre tecnológica son mayores a 50/50.

Otros en cambio afirman que estos patrones pueden ser contaminaciones propias de nuestra emisión de ondas de radio y que el patrón encontrado no sería una emisión propia de Kepler.

Recordemos que en abril de 2014, la NASA confirmó el descubrimiento del primer planeta tipo Tierra, orbitando en la zona habitable de una estrella fuera de nuestro sistema solar. Este sistema se encuentra aproximadamente a 500 años luz de la Tierra, alrededor la estrella Cigmus.

Sin embargo Cigmus es más fría y más pequeña que el Sol, lo que hace que el planeta reciba menos energía de su estrella que la Tierra.

 

Este planeta es aproximadamente el 10 por ciento mas grande que el nuestro y es el más lejano de los 5 planetas que orbitan Cigmus. El año de Kepler 186f equivale aproximadamente a 130 días terrestres y se cree que podría tener agua líquida en su superficie, ya que hay condiciones para ello. Los científicos opinan que el agua sería también un requisito fundamental para que haya vida extraterrestre.

Para hacernos una idea del calor recibido en Kepler 186f, podemos decir que la luz al mediodía en ese planeta es similar a la recibida por nosotros al amanecer. Los científicos también creen que Kepler es un mundo rocoso, aunque aun no han podido determinar exactamente su masa y densidad.

A juzgar por su parecido, Kepler sería algo así como un primo de la Tierra, más que un gemelo de ella, pero aun así es el primer planeta conocido capaz de albergar vida extraterrestre.

Fue descubierto en abril de 2014 por el telescopio espacial que también lleva el nombre del brillante astrónomo y quien gracias a sus tres leyes permitió unificar, predecir y comprender todos los movimientos de los astros.

Compartir

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *