Si no hay cambios en el cronograma, Agmer hará paro el 11

agmer_feliciano

Los secretarios generales de Agmer se reunieron en Feliciano y emitieron un comunicado en el que reiteran el pedido de audiencia al gobernador electo Gustavo Bordet que los reciba a la brevedad para tratar “los temas que la gestión anterior dejo pendientes e irresueltos”.

“Como colectivo de trabajadores hemos defendido, y continuaremos haciéndolo, nuestros derechos laborales, nuestras organizaciones sociales y nuestra cultura popular. Enfrentamos el ajuste sobre la escuela pública y sobre las condiciones laborales y salarios de los trabajadores de la educación. Nunca estuvimos dispuestos a soportar el ninguneo del gobierno saliente ante nuestras demandas y de la misma manera no soportaremos actitudes similares de los gobiernos entrantes”, se indica en un comunicado enviado a esta Agencia.

En este sentido, puntualizaron cuáles son las demandas del sindicato: por un lado, exigen “una recomposición salarial real en blanco para el conjunto de los trabajadores activos y jubilados, respetando la escala de antigüedad, la normativa vigente y los criterios de la Comisión de Salario del Sindicato que incluya la devolución de lo descontado por días de huelga y el pago en blanco del Fonid”.

A su vez, volvieron a demandar “el pago a los docentes de la provincia antes del 10 de cada mes” y, en tal sentido, repudiaron “el cronograma de pagos de los sueldos de noviembre” y ratificaron lo anunciado desde Comisión Directiva Central acerca de que si no se modifica el mismo se realizará un paro de 24 horas el 11 de diciembre”.

“Ratificamos nuestro compromiso en la defensa de la Caja de Jubilaciones expresando la misma no solo en oponernos a cualquier intento de modificación de la ley jubilatoria sino también en la decisión de no recibir cifras en negro en nuestro salario”, se señala en otro tramo de las demandas.

También el sindicato remarcó su “compromiso” con las obras sociales de los trabajadores y demandaron que “se restituya al Iosper el dos por ciento de los aportes patronales.”.

“Los trabajadores nos merecemos una buena atención a nuestra salud y para eso es necesario que los aportes que reciba nuestra obra social sean acordes a los que reciben otras Obras Sociales. En este sentido, exigimos al nuevo Poder Legislativo Provincial la inmediata sanción de la ley antiplus, que tiene media sanción de diputados, para que ningún sector corporativo saque ventaja de las necesidades de los trabajadores”, agregaron.

Licencias

Por otra parte, y ante las declaraciones de la presidenta del Consejo Claudia Vallori, el gremio remarcó “la defensa irrestricta del régimen de licencia docente” y exigió “políticas de prevención de la salud laboral para todos los trabajadores de la educación”.

En tal sentido, Agmer recordó que presentaron propuestas que duermen en los cajones y dijo que demanda “mayor licencia por paternidad, maternidad y lactancia acorde a las indicaciones de la Organización Mundial de la Salud”. También, y al igual que se hizo en otras provincias, que se incluya la licencia para las víctimas de violencia de género.

Acuerdos paritarios y pedido de audiencia

Por otra parte, el gremio exigió “el cumplimiento de todos los acuerdos paritarios, en especial el de transporte e infraestructura”.

“En lo que refiere al incumplimiento paritario de transporte en el departamento Islas del Ibicuy, hemos mandatado al estudio jurídico del sindicato a intimar al gobierno. Sumado a esto, consideramos que lo ocurrido en Islas del Ibicuy donde se debieron suspender las clases por falta de partidas para combustible de transporte fluvial y terrestre habla de una gravedad inusitada y sostenemos que la responsabilidad es del Estado provincial”, se indica en otro párrafo del texto.

En lo referente a infraestructura, Agmer denunció que “son decenas las obras de escuelas paradas por falta de pago por parte de la Provincia y que esto es responsabilidad del Estado y debe ser prioridad de la nueva gestión no solo continuar con estas obras sino atender las demandas de las diversas comunidades educativas en cuanto a condiciones edilicias”.

También volvieron a reclamar que se cumpla con el artículo 36 de la Constitución provincial que establece que el cargo de Director Departamental de Escuelas debe ser designado por concurso.

Por otra parte, el gremio insistió en que Bordet “de inmediato convoque a las autoridades del Sindicato a los efectos de tratar estos temas con la intención de avanzar sobre las demandas sindicales”.

Credenciales y estabilidad laboral

En otro plano, Agmer repudió que “se hayan impreso las credenciales con múltiples errores y sin haber respondido los reclamos de los docentes” y en este sentido exigió que “se garanticen los tiempos de revisión por parte de los vocales representantes de los docentes no entregándose las credenciales hasta tanto no esté completada esa revisión y no haya consenso entre todos los integrantes del Jurado de Concurso de Nivel Secundario.

“La estabilidad de los docentes es una demanda al Consejo General de Educación. En ese sentido exigimos que salgan de inmediato los listados de niveles primario e inicial en todas sus modalidades y se cubran todos los cargos vacantes de supervisores de acuerdo a la normativa vigente, Acuerdo Paritario Resolución Ministerial 783/12”, agregan luego.

También el gremio demanda que “se cierren todos los procesos de titularización en marcha en el Nivel Secundario, tanto para cargos de base, directivos y horas cátedras”.

En cuanto al Nivel Superior, demandan que “se avance en la reglamentación de los concursos a fin de darles estabilidad a los trabajadores del Nivel” y exigen “el pleno ejercicio concursal para la designación de todos los cargos del escalafón docente, incluyendo a los técnicos del CGE.

Demandas nacionales

En el plano nacional, y ante el cambio de gobierno que se producirá en pocos días en el país, el gremio planteó una serie de demandas.

Por un lado, el gremio exigió que “al ajuste producto de la devaluación no lo deben pagar los trabajadores” y que “toda la economía sea manejada pensando en el pueblo y ajustando a los sectores de riqueza concentrada (banqueros, multinacionales, grandes pooles de siembra, sectores del juego, etc)”.

“Al igual que en estos años, en el que conquistamos más del seis por ciento del PBI para educación, seguiremos reclamando como lo venimos haciendo desde 2013 el aumento del presupuesto educativo nacional, una nueva ley de financiamiento que lleve al 10 por ciento del PBI la inversión estatal en educación”, afirmaron luego.

También piden “el blanqueo del incentivo docente” y reclaman al nuevo Poder Legislativo Nacional la derogación de la ley antiterrorista puesto que “criminaliza la protesta”.

“Como colectivo de trabajadores expresamos que no vamos a aceptar ningún retroceso en el conjunto de los derechos sociales y expresamos nuestra preocupación por el avance del imperialismo en América Latina”, finaliza el comunicado emitido por el Plenario de Secretarios Generales de Agmer.