Murió uno de los cadetes policiales internados en La Rioja tras abusos en entrenamientos

Emanuel Garay, uno de los cadetes de 19 años que el pasado lunes sufrió graves consecuencias del primer entrenamiento para ingresar a la escuela de policía, falleció en las primeras horas de este sábado.

 

 

Autoridades del hospital Enrique Vera Barros informaron el deceso del cadete, de 18 años de edad, quién permanecía internado en el Servicio Unidad de Terapia Intensiva.

El gobernador Sergio Casas expresó su profundo dolor por esta situación y adelantó que “se irá a fondo para determinar a los responsables” y para instrumentar los cambios necesarios en la formación de los cadetes.

Una vez conocida la situación, el Ejecutivo provincial había dispuesto remover inmediatamente a la cúpula de la Escuela de Cadetes de la Policía de La Rioja, como primera medida de cara a determinar responsabilidades. Asimismo se intervino la Escuela, que quedó a cargo del área de Asuntos Internos de la Policía de la provincia y se iniciaron las acciones penales pertinentes y se determinó el arresto de la cúpula de la mencionada institución formativa.

En tanto, el otro cadete que se encontraba delicado, Luis Oropel, fue trasladado en una ambulancia por sus propios familiares a un centro médico de la ciudad de Córdoba “para un mejor tratamiento”.

Las autoridades del hospital Vera Barros habían brindado el viernes un nuevo parte del día sobre el estado de salud de los estudiantes indicando que “tres de ellos que permanecían en Guardia Central y en el Servicio de Clínica Médica, fueron dados de alta”.

En el Servicio de Unidad de Terapia Intensiva se detalló que uno de los cuatro cadetes que permanecían en ese servicio “fue trasladado a Sala Común y presenta buena evolución. Se espera que, en las próximas horas, otro de los jóvenes también sea trasladado a Sala Común, ya que su estado clínico continúa evolucionando”.