La Justicia Federal juzgó a una mujer por actos discriminatorios

En un juicio abreviado, se juzgó a Marta Troche, quien imprimió en las boletas de las tasas de General Campos la leyenda “haga patria, mate un judío”.  El acuerdo, que deberá ser ratificado por el juez de cámara  Roberto López Arango, estipula dos años de condena condicional y  la realización de un curso sobre no discriminación, tolerancia y shoá. La imputada también realizó un pedido de público de disculpas.

 

 

En marzo del 2013, los vecinos de General Campos recibieron las boletas de las tasas y servicios municipales con una alarmante afirmación: “Haga patria, mate un judío! Gral Campos camino al centenario pum!! raff”.

Luego de una investigación penal, se imputó y procesó a la entonces funcionaria municipal Marta Troche por el delito de “persecución u odio contra una persona o grupo de personas a causa de su religión”, previsto en la ley 23.592.

Finalmente, Troche evitóun juicio oral y llegó a un acuerdo de condena condicional y pidió disculpas públicas en la sala del juzgado Federal de Paraná.

“Es muy interesante que este tipo de situaciones pueda ser visualizada por todos los ciudadanos”, afirmó López Arango, quien aseguró: “La convivencia es un aprendizaje y al pueblo argentino, todavía, nos falta mucho”, no solamente la discriminación del caso puntual, sino la discriminación en general, que, lamentablemente, se presenta en la sociedad.

Soskin: “Hay límites que no deben ser cruzados”

Por su parte el titular de la Delegación de Asociaciones Israelitas Argentinas (Daia) Paraná, Pablo Soskin, dijo a esta Agencia que “lo importante es que ante hechos de esta naturaleza haya condena y es un ejemplo nacional que trasciende Paraná, ya que es una posición Federal que sienta un antecedente donde hay una condena que dice, claramente, que hay límites que no deben ser cruzados”.

En ese sentido, destacó el carácter político del juicio, ya que no sólo se condenará a la imputada sino que es un mensaje a toda la comunidad, que permite poner el tema en discusión y abre el debate sobre la importancia  la tolerancia al otro: “Hay límites que no deben ser cruzados y quien los traspasa puede ser condenado, por un lado, y, por el otro,  se insta a hacer el curso de formación en el que se promueven valores de tolerancia y respeto en un país tan plural como es Argentina”.

En ese marco, el referente de la comunidad, apuntó que Daia junto al Inadi trabajan junto a otras instituciones para erradicar el antisemitismo y la discriminación: “Siempre tratamos de hacer ver que el anti semitismo es una forma más de discriminar y la pelea es contra cualquier acto de discriminación (físico, cultural, religioso, por sexo). Es la sociedad la que debe salir a responder frente a lo que es la discriminación”.

La delegada del Instituto Nacional contra la Discriminación, la Xenofobia y el Racismo (Inadi) en Entre Ríos, Silvia Campos, destacó que este tipo de casos llegue a juicio: “Se están dando mucho de estas causas. Antes Daia y Organismos de Derechos humanos salían a repudiar pero no había causas concretas en los juzgados y ahora sí y esto representa un avance social y cultural”.

“Apoyamos a las organizaciones en estas instancias y trabajamos para generar un cambio cultural, en el sentido de que podamos tener otro tipo de convivencia para construir una sociedad más justa, diversa e inclusiva y con respeto”, remarcó la funcionaria nacional.

 

Fuente | AIM