Escobar Gaviria: se realiza audiencia por quinto abuso

Este martes 15, a las 9, en Nogoyá, tendrá lugar la audiencia de remisión a juicio de un nuevo caso de corrupción de menores que se le imputa al cura Juan Diego Escobar Gaviria, inicialmente prevista para el martes 24 de abril, pero que fue aplazada.

 

 

La postergación fue pedida por el abogado Milton Ramón Urrutia, defensor del cura -que desde el 21 de abril de 2017 está encarcelado, con prisión preventiva, en la Unidad Penal de Victoria-, por cuanto ese trámite se superpuso con las audiencias del juicio oral al cura Justo José Ilarraz, en la que el letrado cumple un rol distinto: es querellante en representación de una víctima.

Escobar Gaviria ya fue juzgado por cuatro casos de abuso y corrupción de menores, y recibió una pena de 25 años de prisión, sentencia que fue dictada en septiembre de 2017 por el Tribunal de Juicios y Apelaciones de Gualeguay.

¿Se impulsará una nueva condena? En la Fiscalía están evaluando ese aspecto, y no descartan que la pena a pedir en el juicio quedó absorbida por la condena ya impuesta.

El cura fue párroco de San Lucas Evangelista, en Lucas González –a 135 kilómetros de Paraná- entre 2005 y finales de octubre de 2016, cuando se presentó la primera denuncia en su contra en los Tribunales de Nogoyá.

El jueves 14 de septiembre, el Tribunal de Juicio y Apelaciones, de Gualeguay, integrado por María Angélica Pivas (presidente), Roberto Javier Cadenas y Darío Ernesto Crespo, dio a conocer el fallo completo que condenó a 25 años de prisión al cura Escobar Gaviria, al hallarlo material y penalmente responsable por cuatro hechos de abusos y corrupción de menores, que salieron a la luz en 2016. La condena, sin embargo, no está firme, sino apelada en Casación.

El sacerdote colombiano de 59 años era el párroco de la Parroquia San Lucas Evangelista de la localidad de Lucas González, del departamento Nogoyá, y desde el 21 de abril se encuentra alojado en la Unidad Penal Nº5 de Victoria, y permanecerá allí hasta que el fallo condenatorio quede firme. En tres casos se lo acusó de promoción de la corrupción de menores reiterada, agravada por su condición de guardador; y en uno por abuso sexual simple agravado por ser cometido por ministro de culto.

Encarcelado desde el 21 de abril de 2017, sobre el cura se cierne otro proceso penal. El fiscal Federico Uriburu, de la Unidad Fiscal de Nogoyá, avanzó en este tiempo con una quinta denuncia contra Escobar Gaviria. La causa está caratulada “Escobar Gaviria Juan Diego s/Promoción a la corrupción agravada”.

El expediente judicial describe el salvajismo de los abusos del sacerdote, que ocurrían en la casa parroquial de Lucas González: “Desde el año 2014, luego de que el menor SAMT, nacido el día 22 de enero de 2000, cumpliera la edad de 14 años y transcurridos dos meses desde que entró como monaguillo a la Parroquia San Lucas Evangelista de la localidad de Lucas González, dirigida por el imputado Juan Diego Escobar Gaviria,  éste comenzó a efectuar diversas conductas contra la integridad sexual del nombrado menor, consistentes en tocamientos en la cola y zona de los genitales, lo que se repitió en más de cincuenta oportunidades desde que la víctima ingresó a la parroquia como monaguillo hasta el mes de mayo de 2016”.

El caso, el quinto que involucra al sacerdote, se conoció mientras se tramitaba el juicio oral en Gualeguay en agosto de 2017, y motivó la apertura de una nueva investigación penal preparatoria.

 

 

Fuente | Entre Ríos Ahora