Brutal ataque sexual en Santa Elena

La salvó su perro. Su novio dice que la encontró en un terrible estado, luego de que un desconocido ingresara por el fondo de la casa para golpearla y atacarla sexualmente

 

 

Un tremendo hecho de violencia de género que causa gran conmoción social habría tenido lugar alrededor de las 16 de este martes en inmediaciones de calles Santa Fe y Paraná de Santa Elena. Las autoridades policiales y el fiscal Santiago Alfieri explicaron que todavía no pueden brindar datos acerca del suceso, que está en proceso de investigación.

A raíz de las versiones de la familia de la víctima y de su novio, trascendió que una joven mayor de edad habría sido amordazada y atacada sexualmente por un desconocido en el interior de una vivienda.

En estado de shock y envuelta en llanto, la víctima le habría contado a su madre que un desconocido ingresó por el fondo de la casa cuando ella se encontraba sola en el interior. Según el relato de la mamá de la joven, ella describió al intruso como un hombre de contextura robusta, con camiseta de un club de fútbol, morocho, y con piercing en la ceja.

La víctima aduce que al ingresar al comedor se encontró con este sujeto que tras nombrarle a su novio y burlarse, la golpeó, la amordazó con su propia remera y la inmovilizó atándola con el cable de un cargador del teléfono que había en el lugar, mientras le pegaba e intentaba abusarla.

El calvario habría durado unos 40 minutos como mucho, hasta que llegó al lugar el novio de la víctima junto a un hermano y la encontraron en estado desesperante.

El novio y los familiares de la víctima pidieron asistencia médica y policial, por lo que la joven fue atendida en el Hospital Santa Elena según los protocolos de actuación de la Justicia.

«La salvó el perro»

En diálogo con La Sexta, el novio confirmó que él fue quien halló a la joven y contó cómo sucedieron los hechos. Acerca del estado de salud de su pareja, indicó que «ella está bien, en el hospital, con calmantes».

Según su relato, todo ocurrió «a los cinco minutos de que yo salí con mi cuñado en la moto». «Quedó sola 20 minutos y entró un loco», lamentó. Dijo que apenas él se fue del lugar, el intruso, «un morocho, negro, con un piercing en una ceja y una remera de fútbol», aprovechó la ausencia del joven y «entró por atrás de la casa».

Desde la versión del novio de la víctima, una vez que el violento estuvo adentro del domicilio «la cagó a piñas, la ató con un cable y la amordazó con su remera». Tras golpearla, la atacó sexualmente «si bien gracias a Dios no la violó», sostuvo.

«No alcanzó porque la salvó el perro que tenemos (Tino, Bracco alemán de 11 meses), que lo sacó al loco… Y ahí se fue y ella se desmayó y se hizo pis» a raíz del terrible ataque sufrido, contó.

Se solicita a la ciudadanía que tome el tema con cautela y respeto, que evite realizar conjeturas, que no intente conocer las identidades de los implicados y que de conocerlas, las preserve a fin de no revictimizarlos.

Además, se aclara que cualquier fotografía del supuesto autor que circule por redes sociales, no está chequeada ni confirmada, por lo que se desaconseja su difusión y se recuerda que la única capacitada para culpar y juzgar a una persona, es la Justicia.

 

Fuente | Ahora